La importancia de una eficaz gestión de activos de hardware

Emiliano Pardo Saguier junio 22, 2022
- 6 minutos de lectura

La gestión de activos de hardware (HAM) debes hacerla una vez que realizaste el inventario de todos tus activos de hardware. Por lo tanto la HAM es una parte fundamental de mantener en orden tu casa de IT. A diferencia de la gestión de activos de software o SAM, la gestión de activos de hardware requiere prestar atención a los activos tangibles de la empresa.

En primer lugar, veamos qué es la gestión de activos de hardware. Pero primero, según nuestro artículo vinculado, es menester contar con un inventario de hardware.

"Un inventario de hardware es una lista detallada de todo el hardware utilizado en una organización. Esto incluye laptops, teléfonos y otros dispositivos usados por los empleados; equipos comunes como routers, impresoras, y casi todos los dispositivos electrónicos que pertenecen a la empresa. La lista también tendrá detalles de quién lo utiliza, cuándo se compró, información sobre la garantía, el estado de actualización del software y otros datos para el mantenimiento del dispositivo".

Veamos cómo tener un inventario detallado se traduce en la gestión de los activos de hardware.

Gestión de activos de hardware 

Así pues, ahora tienes un inventario de equipos de cómputo. Y después viene la parte incómoda de la gestión de activos, cuando debes prestar atención a cómo funciona cada parte del sistema y a las complejas interacciones entre los componentes. 

La gestión de activos de hardware es, ante todo, una cuestión de la dirección. Se trata de hacer un seguimiento de cada activo físico y asegurarse de que cumple con ITIL (si ese es tu objetivo), que impactaría positivamente en el entorno de IT. Desde el nacimiento de los activos hasta su retirada, es necesario que existan procesos que mantengan todos los activos de hardware funcionando al máximo de su capacidad. 

Y estas buenas prácticas de HAM no se limitan a la gestión de activos: cuando se hacen las cosas bien, el tiempo que se tarda en corregir los problemas y en idear soluciones se reduce drásticamente. Esto significa que también será un beneficio para los usuarios finales. Además, liberará a tu equipo de IT para que pueda concentrarse en otras tareas más importantes (y no a la simple adquisición de hardware o a "¡Mike, la impresora no funciona otra vez!") 

Gestión del ciclo de vida del hardware  

Nada es eterno. Y esto es cierto no sólo para la vida en general, sino también para el software y el hardware. Es importante, entonces, saber en qué punto del ciclo de vida se encuentra cada activo de hardware y cuándo es el momento de irse al acero fundido, como Arnie al final de Terminator 2. 

Y, al igual que el círculo de la vida, la gestión del ciclo de vida del hardware sigue su propio patrón: 

  • El momento en que se solicita el hardware 
  • Adquisición del hardware 
  • Instalación del software 
  • Despliegue
  • Uso, y todo lo que conlleva (sustitución, garantía, etc.)
  • Almacenamiento, reparación u otros tiempos de espera del hardware (no su retirada) 
  • Cuando ya no está en garantía o mantenimiento (se prepara para ser retirado) 
  • Retirada
  • Eliminación 

Y hablando de eliminación, tampoco tiene que ser un asunto de todo o nada. No estamos diciendo que "tome un lanzallamas para sus viejos activos". De hecho, dependiendo de dónde vivas, algunas organizaciones o empresas te pagarán por los activos de hardware antiguos. 

Otra alternativa es donar tus activos retirados a escuelas, universidades u organizaciones benéficas. 

Eso sí, asegúrate siempre de dejar cada pieza de hardware limpia antes de que pase a otro dueño. No querrás que ninguna información sensible de la empresa esté en manos de otra persona. La ciberseguridad no siempre tiene que ver con la nube, sino con seguir unas prácticas de datos seguras y de sentido común (por eso es importante crear una cultura de ciberseguridad en tu empresa). Además, tu organización puede incurrir en enormes multas si no entregas tus activos completamente borrados. 

Gestión de activos de hardware y gestión de activos de software 

La gestión de activos de hardware y la gestión de activos de software son dos caras de la misma moneda, que deben coexistir en perfecta armonía y equilibrio si vas a abordar la gestión de activos de IT de manera correcta. Una no puede funcionar eficazmente sin la otra. Así, se necesita una gestión adecuada del hardware para que los procesos de software funcionen como es debido, y viceversa. 

Si, por ejemplo, vas a adquirir un nuevo software online, es importante saber de antemano si es compatible con el equipo que ya tienes. Cuanto más complejo sea el software, más probable será que necesites un equipo especializado. Porque, como ya sabes, las adquisiciones son una parte fundamental del HAM. 

Y esto no sólo se aplica a los nuevos programas de alta gama. El software heredado, por ejemplo, sólo funcionará en determinados equipos. Por eso la gestión de activos de software, con su énfasis en los historiales de versiones y licencias, es tan crucial. No se trata sólo del último y mejor hardware, sino también de mantener lo que todavía funciona hasta que las actualizaciones o cambios sean absolutamente necesarios. 

Banner-INSIGHT-ES

Cómo la gestión de activos de hardware ayuda a ahorrar dinero 

Con una correcta gestión de activos de hardware, es posible ahorrar una fortuna. ¿Cómo? Reduciendo los costos de cada activo de hardware durante su ciclo de vida, ya que les sacas más provecho.

En concreto, la gestión de activos de hardware permite reducir: 

  1. Los costos de mantenimiento. 
  2. Los presupuestos generales de hardware.
  3. El gasto en software.
  4. Dinero desperdiciado durante el proceso de eliminación. 

Un aspecto que a menudo se pasa por alto en la gestión del ciclo de vida de un activo es ver el gasto global que se realiza en él antes de su retirada. Pero tu lo sabes mejor, y estar al tanto de esa información te llevará a tomar mejores decisiones sobre cuándo y cómo gastar tu dinero. 

Además, cumplirás tus objetivos financieros con mayor comodidad. Y cuando seas capaz de hacerlo de forma sostenible, podrás hacer una planificación con más confianza. ¿El resultado? Establecer objetivos financieros tanto para los activos de software como de hardware, así como crear más confianza y transparencia. 

Estar al tanto de tus activos de hardware te ayudará a no gastar más de la cuenta y a un ahorro de tiempo en la identificación y compra de nuevos activos. A su vez, mantener cada elemento cuantificado te permitirá hacer un seguimiento de dónde está, cómo está funcionando y si es necesario hacer algún cambio. De este modo, cuando un activo ya no sea necesario, podrás encontrarlo y sustituirlo o darlo de baja sin tener que realizar un trabajo de investigación previa. 

Y las consecuencias de unos buenos procesos de gestión de activos de hardware son más amplias de lo que se piensa. Además de ahorrar tiempo y dinero, podrás dedicar menos tiempo a los SLA de ITSM. 

Cómo se hace una buena gestión de activos de hardware 

Para obtener una visión completa de toda tu biblioteca de activos necesitas un software de gestión de activos. Pero si es excesivamente complicado no te ayudará y terminará generando frustración (por no mencionar la pérdida de tiempo y dinero).

La eficiencia es el nombre del juego, no los HUDs de lujo donde no puedes decir si estás jugando a un videojuego o haciendo el trabajo. 

¿Quieres tomar el camino más inteligente? InvGate Insight te ofrece una visualización completa de tu patrimonio informático. Todo lo que necesitas saber sobre tus activos físicos, digitales y basados en la nube está aquí, bajo un mismo techo.

Y la idea no es sólo tener una visión clara de todos tus activos, sino de obtener información útil sobre ellos. Insight hace precisamente eso: te permite acceder a los datos de los activos y de los grupos de activos, lo que te permite, en definitiva, tomar mejores decisiones. 

Además, Insight centraliza la información de todos tus activos de hardware y software, facilitando la creación de un catálogo centralizado, una CMDB

Pero no hace falta que te lances sin probarlo por ti mismo. Comprueba si funciona para ti y tu empresa con este periodo de prueba gratuito de 30 días

Read other articles like this : ITAM

Prueba a InvGate cómo tu solución ITSM

Pruébalo 30 días sin costo - Sin tarjeta de crédito